Espacio Comunitario Luisa Sosa: un lugar para creer

El Espacio Comunitario Luisa Sosa, ubicado en el Barrio Villa Aspacia de la ciudad de Córdoba, trabaja de manera territorial con las comunidades del suroeste de la capital cordobesa promoviendo el acceso a derechos y tomando como eje los saberes y experiencias de las personas que viven en estos barrios.

Perteneciente al Centro de Comunicación Popular y Asesoramiento Legal (Cecopal), el espacio lleva el nombre de una vecina caracterizada por su solidaridad que durante años se mantuvo muy involucrada en las actividades barriales y organizó por su cuenta una copa de leche para les niñes de la zona.

La Casita, como es conocida popularmente, resistió a los embates de la pandemia de Covid-19 con el fortalecimiento de los lazos organizacionales y actualmente consolida diversas líneas de trabajo orientadas a niñes, jóvenes y adultes desde una perspectiva de derechos.

“Contamos actualmente con diferentes propuestas destinadas a niñes y jóvenes con una marcada perspectiva de Derechos Humanos que pretende amplificar su voz, reconocer y valorar los saberes de sus familias y experiencias personales sin caer en perspectivas adulto-céntricas”, afirma Daniela Sandiano, Trabajadora Social e integrante del equipo técnico, que además destaca la importancia del trabajo territorial que mantiene Cecopal en la zona desde los años 80.

Niñes y jóvenes en acción

La Casita se mantuvo activa durante los dos años más delicados del confinamiento y fue importante como espacio de acompañamiento a las niñeces y juventudes que no estaban transitando presencialmente la escolarización. Las propuestas de apoyo escolar y merienda se hicieron lugar en la dinámica semanal y se vieron acompañadas por la emergencia de otras actividades abiertas a la comunidad.

Las propuestas van variando en este lugar que cuenta con ropero comunitario y biblioteca popular, pero todas se destacan por su orientación participativa: en la actualidad se ofrece un ciclo de talleres destinados a niñes y jóvenes respectivamente, que acomoda sus temáticas conforme el interés y la necesidad de les participantes.

En el caso de les niñes de nivel primario, se realizan talleres de juegos y derechos, con base en la producción lúdica y que apuntan a trabajar sobre el cuidado del medioambiente y el reciclado, utilizando herramientas de las artes plásticas para la recreación y la reflexión colectiva. “Aprovechamos esa instancia para poder trabajar sobre la apropiación territorial y el uso de los espacios verdes, por eso avanzamos también con la construcción y el mantenimiento de una huerta”, agrega Sandiano.

Les jóvenes, por su parte, cuentan con dos espacios de trabajo: “Espacio de Jóvenes”, una instancia abierta para el intercambio, de temática libre y en constante definición según la realidad cotidiana, y “Tarde de Chicas”, un espacio propuesto y sostenido por mujeres que trabajan con contenidos ligados a derechos sexuales y no reproductivos y también sobre violencia de género.

Los talleres se conjugan con otras actividades puntuales como el Día de la No Violencia o el Día de la Niñez, que se destacan por el protagonismo de les niñes y jóvenes que acuden a La Casita. En un reciente video que refleja la dinámica del espacio entre 2020 y 2021, Daniel y Fabricio, dos jóvenes que asisten asiduamente, destacaron los talleres, pero también la posibilidad de juntarse con amigos, conocer gente y nuevos lugares.

Alfabetizar para transformar

El equipo técnico impulsa, además de las propuestas con niñes y jóvenes, un taller de alfabetización para adultos y adultas dos veces a la semana: esta instancia no está enfocada en la terminalidad educativa, sino en la posibilidad de que las personas puedan aprender a leer y escribir para adaptarse mejor a los procesos comunitarios y de la vida cotidiana de la zona.

Asimismo, una vez a la semana, La Casita se abre al público para la atención de trámites nacionales y provinciales, esencialmente gestiones vinculadas a la obtención del Documento Nacional de Identidad (DNI), del Programa de Asistencia Integral de Córdoba (Paicor), asesoramientos en violencias, entre otros aspectos burocráticos de importancia civil.

Es este sentido, es clave la bajada que tiene en el espacio el Programa Casas Abiertas, de la Secretaría de Niñez, Adolescencia y Familia (Senaf) del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos del Gobierno de la Provincia de Córdoba. El Programa, precisamente, busca potenciar los diferentes proyectos y trabajos que implementan las Organizaciones en la comunidad, poniendo a disposición recursos y herramientas para la promoción de derechos y el desarrollo comunitario.

Los nexos comunitarios

La articulación con la comunidad se presenta como un hito insoslayable para el equipo de trabajo del Espacio Comunitario Luisa Sosa: actualmente, la vinculación con el Playón de Villa Aspacia, el Consejo Barrial y la relación con clubes y cátedras de diferentes instituciones universitarias amplían sus horizontes de posibilidad.

En el caso del nexo con el Playón de Villa Aspacia y las organizaciones que lo componen, se coordinan diferentes actividades, destacándose el Día del Niñez, el Día del Jugar, así como también propuestas vinculadas a los Derechos Humanos y la Memoria.

Asimismo, el espacio participa activamente del Consejo Barrial, que nuclea a referentes de escuelas, centros de salud, organizaciones y vecinos referentes de la zona buscando atender y resolver las problemáticas de carácter comunitario. “Es un espacio de encuentro importante, porque ahí confluyen vecinos de la mayoría de los barrios, Estación Flores, Parque Las Rosas, Matienzo, Horizonte”, afirma Sandiano.

“Ahora estamos proyectando trabajar con el club de futbol Torino, a través de los profesores de cada categoría, con cuestiones ligadas a la idea del tercer tiempo saludable”. En este caso, se proyectan una serie de capacitaciones, de momentos de reflexión, para construir colectivamente con les adultes estrategias que disminuyan las situaciones de violencia en el fútbol, haciendo énfasis en cuestiones de salud y adulto-centrismo.

Finalmente, la articulación con instituciones universitarias permite no solo el cruce de saberes y conocimientos sino también la participación de nuevos actores en la dinámica comunitaria: es el caso de cátedras de la Escuela de Trabajo Social de Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de Córdoba (FCS – UNC) y de la Facultad de Psicopedagogía y el Instituto Cabred de la Universidad Provincial de Córdoba (UPC), con estudiantes haciendo practicas anuales y docentes colaborando en su inserción a estas dinámicas.

“El espacio está pensado para que la comunidad pueda apropiárselo, para que pueda transitarlo y pueda ser promotora, y que también pueda pensarse como parte del mismo. Buscamos poder construir acceso a derechos y poder ofrecer otras formas de transitar el espacio, de transitar los espacios públicos, de transitar la niñez y la juventud, desde prácticas que intentamos que nos sean adulto-céntricas”, cierra Sandiano.

Equipo de Trabajo – Espacio Comunitario Luisa Sosa

Daniela Sandiano | María José De Pedro | Lucía Giuggia | María Banegas | Claudia Giner | Raúl Moreno

Contactos

Teléfono: 351-6991160

Instagram: espacio.luisasosa

Facebook: Espacio Comunitario Luisa Sosa

E- mail: casaabiertavillaaspacia@gmail.com | insitutcional@cecopal.org

Comentarios

comments

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × 5 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.